Pop, influencias del folk norteamericano; letras tanto en inglés como en español, temas compuestos para ella y para otras figuras –para el renombrado Chinoy, por ejemplo-, Magdalena Ortiz, ex alumna de Composición y más conocida como María Colores, va ya en su segundo disco como solista, después del exitoso Llamadas Perdidas. Programada en numerosas radios del país, y con recientes actuaciones en Matucana 100 y en el cierre de Teletón entre otros escenarios, María Colores ha recopilado viviencias musicales en numerosos recorridos por el mundo. Con presentaciones en los más solicitados cruceros y largas temporadas en Estados Unidos, se ha consolidado con su “pop amigable”, según la clasificación de la prensa especializada. “Tuve muy buena experiencia conPablo Bruna y Waldo Parra. Fueron los profesores que más me marcaron. Y la constancia del estudio de la música, la profundización de la armonía más allá de un acorde; en la Escuela aprendí lo que es la columna vertebral como punto de partida para desarrollar mi propio camino. La matemática de la música: a mí me gustó eso.”.